08 December 2006

Polonio

Supongo que habréis oído la historia del espía ruso ultimamente, el tal Litvinenko, al que han envenenado con una sustancia conocida como Polonio.

Por lo visto, el asesino, además de envenenar al pobre Litvinenko, se ha ido dejando por ahi rastros da la sustancia en cuestión, y parece que media Europa está ahora llena de la radiación del famoso Polonio.

(Qué pueblerino me parece, por cierto, descubrir un elemento químico y ponerle el nombre de tu país. El día que yo descubra uno, no temáis porque no le pondré Españio. Por si hay algún tipo de duda nacionalista, os digo que tampoco le pondré Païsoscatalonio)

En fin, que con la cantidad de controles que se hacen ultimamente en los aeropuertos, me parece fatal que no hayan pillado a un tío que iba por ahí con pérdidas de Polonio. Y aún me parece peor que ningún pasajero de los de su alrededor le dijera que tenía un agujerito en la botellita de veneno. "Oye tío, que vas perdiendo Polonio, ponte un Indasec". Esos detalles se agradecen.

Muy mal tiene que estar el tema de los matones a sueldo para que manden hacer este tipo de faenas a tíos como este. Si alguno de vosotros está pensando en acabar conmigo, que no escatime en gastos. Y quien quiera saber cuál es mi kriptonita, que no dude en preguntar; todo es poco por una muerte con clase.

2 comments:

Ramón said...

Galinio! Bonito nombre!
Voy a inventarlo y a matar a gente!

Joana R. said...

um ruadesaomartinhooitentaeseisónio!!!

Depois deste, esqueçam lá essa tal bomba atómica...